Saltar al contenido
Papel de pared decorativo

¿Por qué usar papel pintado en el comedor?

¿No te apetece estarte gastando dinero en botes de pintura hasta dar con el mejor color para pintar tu comedor? Existe otra solución más práctica, que sería la de utilizar papel pintado para el comedor.

Es barato, limpio y ahorrarás bastante, no solo porque tiene un precio más económico, sino porque lo puedes poner tú mismo. ¡Es bastante sencillo!

¿Por qué poner papel pintado en el comedor?

Como te hemos dicho ya, es un elemento bastante barato. Si acabas echando cuenta de la cantidad de botes de pintura que necesitarás comprar para pintar todas las paredes de la habitación con lo que te costará el papel pintado, verás que este último sale más rentable.

En segundo lugar, es más fácil encontrar un papel pintado que pegue con el estilo decorativo que vas a escoger para tu comedor que el color correcto. Además, te permite darle un toque interesante. Por ejemplo, si vas a poner un comedor rústico, puedes cubrir las paredes con un papel pintado que simule la madera. O que simule la piedra, si te gusta con un toque un poco más campestre.

La posibilidad de combinar dos estilos

¿No has visto nunca que en algunas casas tienen parte de la pared cubierta un recubrimiento de madera y la otra totalmente lisa? Eso mismo podrías tenerlo tú en tu casa usando papel pintado.

La única diferencia, es que ahorrarás más, ya que no tendrás que gastarte dinero en el alicatado de madera. Simplemente tendrás que comprar un papel pintado que esté partido en dos partes, una de madera y otra de un color un poco más fuerte. Al tacto, será papel pintado, pero, ¿a la vista? Parecerá que hayas puesto madera de verdad en la pared.

papel pintado para comedor

Combinándolo con pintura

Hay a quien no le gusta mucho eso de tener papel pintado cubriendo toda la pared, pero, ¿qué tal que solo la cubra hasta la mitad y la otra mitad con pintura? No es tan raro combinar papel pintado con pintura para el comedor.

Por ejemplo, un papel pintado de un tono monocromático hasta la mitad, con una cenefa adhesiva para separar ambas zonas, y un color un poco más fuerte para el resto de las paredes. Una opción que te seguirá siendo más barata que la de pintar por completo las paredes de tu casa.

Papel pintado para resaltar una de las paredes

O, ¿qué tal si utilizas el papel pintado solo para resaltar una de las paredes del comedor? En la que se encuentran los muebles principales de este, por ejemplo. Puede ser un papel pintado en un tono más oscuro que el resto de las paredes, pero de la misma paleta, para que parezca que estén relacionados.

Así destacarás un espacio del comedor que será perfecto para poner algunos accesorios decorativos, como un gran cuadro con un enorme marco, unos platos colgados de la pared o las fotos de la familia. ¡No subestimes el potencial que tiene el papel pintado en el comedor!

Comedor con papel pintado